MOMENTOS DE REALIDAD

noviembre 23, 2006 at 11:56 am (Lengua y literatura)

Son las 10:00 de la mañana. Estoy bastante cansado ya que ayer estuve viendo una película hasta la una. Pensando en los papeles que tenía que entregar en el trabajo, sin desayunar me ducho y salgo a la calle.
Hace un buen día, la gente hace vida rutinaria y todo parece un día de diario normal, hasta que de repente oigo un frenazo. Después de girarme me doy cuenta de que ha habido un accidente, la gente acude rápidamente a ver lo que pasa. La ambulancia no tarda en llegar. Miro el reloj son las 10.30, he perdido el metro. Estoy por fin en la parada, aún quedan 8 minutos para que pase el siguiente metro. Estoy incomodo, otra vez tendría charla con mi jefe. Me estoy empezando a poner nervioso. Llega el metro, esta lleno, gente de toda clase, unos niños que al parecer van de excursión no paran de cantar y reír, era inaguantable. Llego al trabajo y como siempre la misma conversación de siempre con mi jefe:
— ¿Otra vez has llegado tarde?
—Lo siento, he perdido el metro, me ha sido imposible llegar antes.
—La misma excusa de siempre. Lo siento pero ya esta bien, estas despedido.

Lo sabia, era evidente que no me aguantaría ni una mas. Otra vez tendré que dedicarme a buscar trabajo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: